31 diciembre 2013

El azúcar sería una de las drogas más nefastas de estos tiempos

        
Se puede fácilmente apreciar el aumento de personas con sobrepeso y personas que cada vez más jóvenes presentan problemas de diabetes o cardiacos derivados de la obesidad.
Es difícil percatarse que uno tiene una adicción, el cigarro y el alcohol son los más comunes y peligrosos, pero recientes estudios han encontrado un peligro mayor a estos: el azúcar.
El jefe del servicio de salud de Amsterdam, en Holanda, Paul Van der Velpen, confirma que el azúcar es la sustancia más peligrosa y adictiva de los tiempos modernos, y hay que generar un gran interés para que la gente tome conciencia de los variados daños causados por esta droga.
Ha puesto en el tapete el tema, por ejemplo el de la obesidad, cuyos índices se han incrementado dramáticamente en Holanda en los últimos años. Tras señalar que la obesidad, vinculada con el síndrome metabólico, enfermedades cardiovasculares y una serie de otras enfermedades crónicas, que a la vez hacen gastar decenas de millones de dólares al año al sistema de salud, hace hincapié en que el ejercicio y actividad física no es suficiente para revertir esta tendencia creciente.
"Al igual que el alcohol y el tabaco, el azúcar es realmente una droga, esto puede parecer exagerado y descabellado, pero el azúcar es la droga más peligrosa de estos tiempos y todavía puede ser fácilmente adquirida en todas partes .El uso de azúcar debe ser desalentado. Y los usuarios deben ser conscientes de los peligros", afirmó el especialista.
Valientemente ha desafiado afirmaciones de la industria de alimentos procesados que insisten en que el azúcar si se consume "con moderación" no causa problemas, Van der Velpen profundiza científicamente acerca de cómo el cuerpo responde al azúcar en lugar de proteínas y grasas, explica que el azúcar intensifica los antojos de alimentos, por ejemplo, y hace que las personas coman mucho más, Además, señala que el azúcar también altera el metabolismo normal de alimentos, que finalmente llevan a la adicción, comenzando por los refrescos. Hay un papel importante para el gobierno. El uso de azúcar debe ser desalentado, y los usuarios deben ser conscientes de los peligros, como se está proponiendo en México.
“Debería etiquetarse, como en los cigarrillos, sobre el peligro que producen los refrescos y dulces diciendo de que el azúcar es adictivo y perjudicial para la salud. Hasta podría haber un impuesto sobre el azúcar, preparar con respecto a la cantidad de azúcar que puede ser incorporada en un producto, al igual que con la regulación de la sal. Las aseguradoras de salud tendrían que financiar las terapias de adicción a clientes obesos, no ofrecer dulces y refrescos en las escuelas, los fabricantes de bebidas deportivas que estallan de azúcar deben ser demandados por publicidad falsa y así sucesivamente podemos ver que se podría regularizar y controlar la cantidad de azúcar que consumimos”.
Estas ideas que propone Van der Velpen no son descabelladas, y se han propuesto en varios países. Podrían realizarse si tomamos conciencia de que nuestra salud es la que corre peligro y se debe comenzar por revisar lo que comemos y tomamos. Crear conciencia en padres para que sus hijos no se vuelvan niños obesos o con enfermedades como la diabetes.

30 diciembre 2013

Cuanto más tontos somos, más inteligentes nos creemos

        
Usted es list@, ¿verdad? Inteligente, bastante gracios@... Igual que yo. Por supuesto, usted y yo somos personas geniales. Pero, ¿no sería terrible si ambos estuviéramos equivocados?
Los psicólogos han demostrado que tenemos tendencia a ser ciegos ante nuestras propias fallas, mucho más de lo que llegamos a darnos cuenta.
Esto explicaría por qué algunas personas incompetentes son tan exasperantes. Y también sirve para inyectar una saludable dosis de humildad a nuestra autoestima.
En 1999, los investigadores Justin Kruger y David Dunning, de la Universidad de Cornell, en Nueva York, evaluaron si las personas que carecen de ciertas destrezas en un determinado campo son más propensas a no notar esta falta de habilidad que alguien más diestro o hábil para igual labor.
Al comienzo de su investigación, citaron el ejemplo de un ladrón de bancos de Pittsburgh, llamado McArthur Wheeler, que fue arrestado en 1995, poco después de cometer dos asaltos en plena luz del día y sin usar máscara ni ningún tipo de disfraz.
Cuando la policía le mostró las imágenes registradas por la cámara de seguridad de una de las entidades bancarias, el hombre protestó:"¡Pero si estaba usando el jugo!"
El desafortunado criminal creyó que, si se restregaba un limón por la cara y quedaba embadurnado con el jugo, se volvía invisible para las cámaras de seguridad.
Kruger y Dunning también estaban interesados en poner a prueba otra cuestión hilarante: le pidieron a comediantes profesionales que puntuaran 30 bromas de acuerdo a su gracia.
Luego, pidieron a 65 estudiantes que le pusieran puntaje a los mismos chistes y después dijeran cuán parecido creían que había sido su criterio para juzgar los chistes al de los comediantes profesionales.
También se les preguntó cómo creían que había sido su desempeño comparado con el de una persona promedio.
Como ya deberá estar imaginándose, la evaluación que la mayoría de ellos hizo de sí mismos estuvo por encima del promedio: valoraban su habilidad para juzgar lo que era gracioso muy por arriba del estándar.
Los resultados, sin embargo, se volvían más interesantes cuando se consideraban los niveles de desempeño de los participantes: aquellos que tenían una habilidad mayor a la media para juzgar el humor del chiste eran también más exactos en su autoevaluación.
Como contrapartida, los participantes que tenían menos capacidad de identificar los chistes que eran graciosos (al menos, desde el estándar establecido por los humoristas) tenían también menor éxito en evaluar con precisión su propia (in)capacidad.
Pero como el humor está siempre marcado por una dosis importante de subjetividad, los investigadores repitieron el experimento con pruebas de lógica y gramática.
Estas evaluaciones tenían respuestas predefinidas y, en cada caso, mostraron una repetición del patrón: aquellas personas que tuvieron peores resultados en el test fueron también las peores en calcular su propio rendimiento.
En los tres estudios, aquellos cuyo desempeño estaba en el 25% inferior del total sobrestimaron de manera dramática sus propias habilidades y se calificaron a sí mismos por encima del promedio.
Tampoco sirvió que los de desempeño pobre tuvieran un parámetro con que compararse: en estudios posteriores, el más incompetente de los participantes fallaba en su autoevaluación incluso después de recibir críticas y comentarios negativos por parte de otros.
La interpretación de Kruger y Dunning es que la capacidad de evaluar con precisión el nivel de desempeño en una actividad determinada depende de las mismas habilidades que el realizar esa actividad, con lo cual aquellos participantes que eran menos habilidosos tenían un doble déficit.
No sólo eran los más incompetentes, sino que carecían de las herramientas mentales para juzgar la propia competencia.
En un test final, clave para probar su teoría, los científicos entrenaron a un grupo de participantes de bajo rendimiento para la prueba de razonamiento y lógica.
Esto mejoró la capacidad de estos individuos para evaluarse a sí mismos, lo que sugiere que una mayor habilidad para resolver la prueba realmente influencia y mejora la autopercepción.
Otra investigación confirma que el patrón de "incompetente e inconsciente de mi incompetencia" se replica en situaciones de la vida real, no sólo en pruebas abstractas de laboratorio.
Por ejemplo, los cazadores más ineptos en el manejo de armas también son los que menos conscientes son de su mal manejo de la herramienta cuando están en situación de cacería; o los médicos que peor trato con el paciente tienen son los más incapaces de reconocer esta carencia en la práctica de consultorio.
Incluso, en ocasiones, se aplica a la percepción de la propia imagen física.
El fenómeno lleva el nombre de los dos científicos: se llama efecto Dunning-Kruger.
Y es un ejemplo de lo que los psicólogos llaman metaconocimiento: pensar sobre el pensar.
También es una noción sobre la que deberíamos darnos espacio para reflexionar.
El efecto Dunning-Kruger bien podría explicar la autoestima desmedida de algunos amigos o colegas.
Pero, antes de creerse que usted se las sabe todas, recuerde una cosa: aunque crea que es improbable, usted también podría andar por allí felizmente ignorante de su propia ignorancia.
Fuente

26 diciembre 2013

El metal que se funde en la palma de la mano

         
El galio es un metal blando, grisáceo en estado líquido y plateado brillante al solidificar, sólido deleznable a bajas temperaturas que funde a temperaturas cercanas a la del ambiente (como cesio, mercurio y rubidio) e incluso cuando se sostiene en la mano por su bajo punto de fusión (28,56 °C). El rango de temperatura en el que permanece líquido es uno de los más altos de los metales (2174 °C separan sus puntos de fusión y ebullición) y la presión de vapor es baja incluso a altas temperaturas. El metal se expande un 3,1% al solidificar y flota en el líquido al igual que el hielo en el agua.
Fuente

24 diciembre 2013

¿Quién inventó la canción "Noche de Paz?

         
"Noche de paz, noche de amor", reza una de las canciones de Navidad más famosas de todos los tiempos.
Esos versos que se entonan cada temporada navideña nacieron en alemán hace casi 200 años, en un pequeño pueblo de Salzburgo, en Austria.
Joseph Mohr, autor de la letra, era sacerdote en la localidad de Oberndorf y le pidió a Franz Gruber, un maestro de la escuela local, que compusiera la música.
En la Navidad de 1818 la canción fue interpretada por primera vez ante el público en la iglesia de San Nicolás: Mohr cantaba y Gruber lo acompañaba con la guitarra.
La iglesia donde se presentó el célebre villancico ya no existe: fue demolida a principios del siglo XX tras sufrir una inundación.
En la capilla de Oberndorf se recuerda a Franz Gruber (en la foto) y a Joseph Mohr, autores del famoso villancico.
Pero en su lugar se erigió la Capilla Memorial Noche de Paz, en homenaje al cura y al maestro que crearon la canción.
Stille Nacht, tal es su título original, trascendió aquella primera actuación y se hizo tan popular en todo el mundo que fue declarada patrimonio intangible de la humanidad por la Unesco en 2011.
Hoy en día, y especialmente en diciembre, llegan turistas de todo el mundo a visitar la capilla de Oberndorf.
También van hasta otros lugares que están relacionados con la canción, como la casa del pueblo de Hallein donde vivió Gruber hasta su muerte, que acaba de reabrirse al público como museo.
La guitarra con la que "Noche de Paz" fue interpretada por primera vez está en el museo de Hallein.
Allí, una de las estrellas de la colección es la guitarra con la que "Noche de Paz" fue tocada por primera vez.
"A Joseph Mohr le gustaba tocar la guitarra, y cuando le dio la canción a Franz Gruber para que compusiera la música insistió en que debía ser para guitarra, algo extraordinario para 1818, un cura tocando una guitarra era algo completamente inusual".
La melodía que brotó de aquella guitarra sigue sonando y los versos, traducidos a más de 140 idiomas, reviven cada año la canción que se oyó por primera vez en aquel pequeño pueblo austríaco.
Fuente

20 diciembre 2013

Feminista se desnuda en el Vaticano a favor del aborto

          

Al grito de "¡La Navidad fue cancelada!" y con los pechos desnudos, la líder del movimiento feminista Femen protestó en la plaza de San Pedro contra la condena del aborto por la Iglesia católica.
          
La mujer, Inna Shevchenko, una ucraniana de 23 años, entre las figuras más conocidas del movimiento, comenzó su protesta corriendo desde una de las esquinas de la inmensa explanada, con la primera parte del lema que vociferaba escrito en rojo sobre su torso.
          
El servicio de seguridad italiano (que suele vigilar la zona del Vaticano, muy concurrida por los turistas), tardó pocos segundos en sujetarla e inmovilizarla.
Al menos unos veinte guardias la rodearon tratando de sustraerla a las tomas de cámaras fotográficas y de televisión.
          
Las activistas de Femen ya han protagonizado numerosas protestas en la plaza de San Pedro para denunciar la posición de la Iglesia contra el aborto.
          
Femen, grupo feminista internacional de origen ucraniano, es conocido desde 2010 por las manifestaciones de sus militantes con los pechos desnudos para denunciar el sexismo, la homofobia, la prostitución y la religión.
          
Fuente1                                                                                                                                                                  Fuente2 (Imágenes + info)

18 diciembre 2013

Con 28 años logró el record mundial de correr 100 maratones

         

Nadia Ruiz, de 28 años, lleva tres años sin descanso persiguiendo su sueño: entrar en el Libro Guinness de los Récords como la corredora más joven en completar 100 maratones.
Las ganas de esta joven profesora va mucho más de poder batir cualquier récord, quiere ser un ejemplo para sus alumnos de secundaria a los que imparte biología en Los Ángeles.
Los padres de Nadia de origen ecuatoriano emigraron  a California dos meses antes de que ella naciera. Su padre encontró trabajo como electricista y su madre uno de cajera en un restaurante de comida rápida, pero las cosas no fueron fáciles. En ocasiones tuvieron que dormir todos en el mismo colchón, pero gracias a los esfuerzos de sus padres, lograron la ciudadanía estadounidense y les enseñaron a ella y a su hermano la importancia de tener un objetivo claro y buscarlo con tesón, algo que Nadia ha seguido al pie de la letra.
En el instituto comenzó a correr y se unió al equipo de cross. Su primer maratón llegó cuando sólo tenía 14 años. Su madre le dijo que era demasiado joven pero su padre la apoyó e incluso la ayudó a prepararse.
Como había aventurado su madre, era demasiado joven y sufrió muchísimo a partir del kilómetro 20 aunque consiguió finalizar el maratón en 4h 5’ gracias a su padre quien corrió con ella y la llevó de la mano en los últimos kilómetros.
Sin embargo, este “fracaso” no la desaminó, todo  lo contrario. Correr se convirtió en su pasión  y comenzó a correr un maratón por año. Al alcanzar los 50 maratones leyó que una mujer británica ostentaba el título de la mujer más joven (34 años) en completar 100 maratones. Y no lo dudó, rompería ese récord (tenía 25 en ese momento).
En Junio, Nadia completó su maratón número 100 en San Francisco. Desgraciadamente, un mes después descubrió que Marina White había batido su récord con 27 años.
“Sigo feliz por haber sido una de las más jóvenes en lograrlo. Quería poner el listón alto para que otras minorías vieran que era posible”.

16 diciembre 2013

Una mujer pierde 50 kilos para ingresar al ejército

        
"¿Pesa usted más de 72 kilos?”, le preguntó la voz al otro lado del teléfono a Karyna Douglas.
"Sí, así es", respondió.Y eso fue todo. La llamada de Douglas al centro local de reclutamiento de la Marina duró menos de cinco minutos.
"Me sentí fatal", recuerda. "Pensé que quizá podría cambiarlo. No me había dado cuenta de lo grande que estaba en realidad".
Fue durante un viaje de avistamiento de ballenas para celebrar que estaba cumpliendo 22 años cuando Douglas comenzó a darle vueltas a la idea de unirse a las fuerzas armadas. Ella notó que sus compañeros de viaje en el barco realmente admiraban a los guardacostas que patrullaban cerca de allí.
En ese momento, Douglas tenía un empleo de medio tiempo en Portland, Oregón. No había logrado conseguir préstamos estudiantiles a modo de volver a la escuela, y estaba teniendo serios problemas con su familia. Para lidiar con eso, se volvió a la comida; compraba comida rápida durante el día y se atiborraba de dulces cuando llegaba a casa en la noche.
El chocolate era la droga de su elección. Algunas veces lo combinaba con un poco de helado.
"Me estaba dando cuenta de que las personas que pensabas estarían allí para ti, no lo estaban en absoluto", dice. "Me sentí atrapada".
La joven de 22 años de 1,70 metros de altura pesaba 136 kilos.
Después de la dolorosa llamada telefónica, Douglas empezó a correr todas las noches alrededor de su vecindario. Unos meses después, fue al centro de reclutamiento de la Marina en persona. Cuando estaba a punto de entrar, un reclutador del ejército la llamó desde una oficina cercana. Era la primera vez que Douglas veía a un soldado de cerca.
"Sólo me quedé viéndolo fijamente", dice con una sonrisa, cuando el soldado le habló acerca del programa de ejercicios matutinos del ejército para los posibles reclutas.
Llevó a un amigo a la primera sesión de entrenamiento. Al inicio, corrieron unas cuantas vueltas, y luego pasaron a hacer lagartijas. Douglas se fue poco después del calentamiento.
"No parece mucho ahora, pero en ese momento, Dios mío, me hizo vomitar", dice. Los amigos fueron por una malteada para sentirse mejor.
Pasaron dos semanas antes de que Douglas se armara de valor para regresar. Nadie del ejército la llamó. Su amigo no le insistió. "Sólo pensé, si realmente lo quiero, tengo que intentarlo".
Se ejercitó con el grupo todos los días esa semana, de lunes a jueves. Fue difícil, pero se dio cuenta de que podía hacerlo.
Douglas empezá a despertarse a las 4 a.m. todos los dias para tomar un bus e ir a la sesión de ejercicios del grupo por la mañana. Corren de 2,5 a 4 millas (4 a 6 kilómetros), y luego, ella va al gimnasio antes de ir a trabajar. Los martes y jueves toma el bus de vuelta en la tarde para asistir a un sesión de ejercicios de saltos de tijera, ejercicios de escalada y lagartijas.
También ha cambiado su dieta, al eliminar la comida rápida, alimentos fritos y sodas, así como al limitar el consumo de dulces. Cada semana prueba una nueva dieta para mantener el interés; una semana evita los carbohidratos; otra semana deja de comer carne.
Un año y tres meses después, Douglas ha bajado 50 kilos. Fue juramentada para ser parte del ejército el 12 de diciembre.
"Me enamoré de su mundo", le dijo a KPTV, "Me enamoré de los lazos que formé con estas personas. Me enamoré de lo que representan".
No siempre fue fácil. Hubo días cuando quería llamar al Sargento Cody Baker, el próximo soldado líder, y renunciar. "Pasaba meses sin bajar de peso. Era tan frustrante", dice. "Recuerdo... simplemente decir, 'Yo no puedo hacer esto. Nunca voy a adelgazar lo suficiente'".
Pero Baker nunca dejó de creer en ella. Tampoco lo hicieron sus amigos y compañeros, quienes la animaron a seguir adelante.
Hoy en día, Douglas es "literalmente una cartelera andante del ejército". Su ropa, su habitación y sus accesorios hablan de su nueva familia. Está ansiosa por empezar el entrenamiento básico, y planea bajar otros 10 kilos. ¿Cuál es su consejo para otras personas que quieren bajar de peso? Miéntete a ti mismo.
"Te gusta esta sensación. Te encanta estar cansado. Amas estar adolorido. Porque al final, lo harás".
Fuente