18 septiembre 2012

El hombre que predijo con exactitud la fecha de su propia muerte

 
Abraham de Moivre, nacido en Francia en 1667 vivió 87 años; y aunque sin ningún título académico oficial es considerado como un gran matemático, hasta el punto de haber sido miembro de la Real Society de Londres a los 30 años y contar entre sus amistades(íntimas) a Newton y Halley. Se cuenta como anécdota que cuando preguntaban a Newton sobre algún tema de disciplina matemática, éste apuntaba:"consulten a Abraham de Moivre, que de esto sabe más que yo”. Tuvo que abandonar Francia por sus creencias religiosas (era calvinista y en 1685 comienza en Francia la persecución de los protestantes) y se instaló definitivamente en Inglaterra. Dicen de él que durante toda su vida fue pobre y se ganaba la vida jugando al ajedrez y dando clases particulares de Matemáticas, y aunque hoy día hay matemáticos supermillonarios, lo cierto es que esta profesión no da para “tirar cohetes”, pero se sobrevive, en la mayoría de los casos.
Su contribución a las Matemáticas es notable. Su fórmula, de Moivre, en la que vincula números complejos y trigonometría es conocida por todos los estudiantes de grado superior.   
También su contribución a la Estadística fue destacada: escribió The Doctrine of Chances, que es una obra maestra, en el que aporta adelantos en la distribución binomial, normal y en la probabilidad y en el concepto de independencia estadística. En 1730 publica "Miscellanea analytica" sobre las soluciones de una ecuación lineal.
Hay un hecho en su vida que ha marcado claramente su biografía: la predicción exacta de su muerte. Algo que fue comprobado fehacientemente. Pero ¿cómo lo hizo? Como era un gran  observador, empezó a notar el aletargamiento que iba sufriendo: advirtió que cada día dormía 15 minutos más que el día anterior (otras fuentes dicen que 20). A partir de aquí supuso que el día que durmiera 24 horas sería el día de su muerte. Eso ocurrió 73 días después de su vaticinio. Ese día era el 27 de Noviembre de 1754. Y ese mismo día murió (ciego y sin haber visto reconocidos sus logros matemáticos por la comunidad científica). Como había vaticinado, para estupor de sus amigos (era soltero). El médico que certificó su muerte alegó” somnolencia” como causa oficial. 
Ver biografías en Wikipedia , en Mac Tutor y una muy completa en Eyeintheskygroup.com.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario