24 febrero 2012

¿Por qué suenan los nudillos de los dedos al presionarlos?

¿Te has preguntado alguna vez por qué tus dedos hacen ese curioso ruido cuando los crujes, como si estuvieras pisando ramas secas?. Normalmente se suele pensar que es debido a que los huesos están fuera de su sitio y hacen ese sonido al recolocarse porque rozan con los otros, pero la respuesta correcta es muy diferente y mucho más curiosa.
Realmente el crujido de los dedos es debido a que entre los huesos de las articulaciones se crean pequeñas burbujas de nitrógeno. Al apretar los huesos entre ellos, estas burbujas explotan, produciendo ese curioso sonido. Cuando alguien quiere hacer crujir sus nudillos (aunque también hay personas que pueden hacer crujir todas las articulaciones de los dedos), tiene tres maniobras básicas donde elegir:
-1. Entrelazar los dedos de ambas manos y estirar los dedos hacia atrás lo máximo posible. Esta maniobra la habrán visto seguro todos por el cine o en la televisión, es la que suelen utilizar los pianistas justo antes de ponerse a tocar. En la realidad es algo que no suelen hacer casi nunca, pero bueno, ya sabemos todos la cantidad de tópicos que existen en la pequeña y gran pantalla.
-2. Presionar con una mano los dedos de la otra, apretándolos hacia el interior de la mano. Esta maniobra también es muy famosa. Tanto en la televisión, como en la realidad, que alguien realice esta acción significa que está dispuesto o se dispone a entrar en una pelea y está preparando los puños (no vaya a ser que le dé un tirón al pobre).
-3. Coger uno de los dedos y separarlo poco a poco de la mano. Es la menos utilizada y también la que más repelús da, todo sea dicho.
La cápsula sinovial rodea cada una de nuestras articulaciones y está formada por un líquido (líquido sinovial) con gases (CO2-Monóxido de carbono, N2-Dinitrógeno, O2-Oxígeno diatómico) que sirve para lubricar las articulaciones y así evitar el desgaste de los huesos por su roce.
Al presionar las articulaciones estamos aumentando el espacio entre los huesos y el espacio de la cápsula sinovial, creando una presión que hace salir los gases en forma de burbujas.
En el momento que las articulaciones vuelven a su estado normal hace que las burbujas estallen emitiendo el famoso crujido. Para que se hagan una idea, es una cosa similar a lo que ocurre al destapar una botella de Coca Cola. Cuando la abren, la presión dentro de la botella disminuye y los gases disueltos dentro de la bebida salen de ella. 
Una vez que las burbujas han estallado, no podrán volver a hacer crujir los nudillos hasta que pase un intervalo de tiempo entre 15 y 30 minutos. Ya que es el tiempo necesario para que los gases vuelven a disolverse completamente en el líquido sinovial. Cualquier intento antes del tiempo necesario lo único que logrará será un sonido mucho más débil o directamente ningún sonido. (Hagan la prueba)
¿Está bien si los hacemos sonar?
Los científicos han realizado pocos estudios sobre si hacer sonar los nudillos pueda causar artritis o dañar de alguna manera las manos.
Algunas investigaciones sugieren que se los puede hacer sonar todo lo que se quiera, sin causar osteoartritis.
Sin embargo, otros estudios indican que el tronar continuo puede dañar el tejido suave alrededor de las articulaciones, haciendo que las manos se hinchen y que se debilite la capacidad de agarre.
En el 2009 el Ig Nobel de Medicina fue para un estudio en el que una persona, Donald L. Unger, había estado 60 años crujiendo los nudillos de una sola mano sin consecuencias perjudiciales. Como bien dicen, es un caso puntual y no es conveniente generalizar, pero este resultado apoya a otros estudios más serios que afirman que crujir los nudillos no tiene, a largo plazo, algún peligro para la salud de las articulaciones.
El crujido en las articulaciones es patológico cuando se produce con el normal movimiento de éstas y va acompañado de dolor, lo que podría indicar una artrosis o una artritis. 
Con tan poca información lo mejor es que sean prudentes y si lo hacen, que no sea muy a menudo.
Fuente

8 comentarios:

  1. Hola cielo... Pues te cuento cuanto era joven y no se re hablo de cuando tenia 14 años o así, yo me crujía uno por uno los dedos de las manos y mi madre me decía no hagas eso que te vas a hacer daño... Y yo mas lo hacia... Hasta que un día me desperté con los dedos de una mano súper inchados, me llevaron al medico y me dijeron que era de eso de crujirlos, que no se que liquido se había salido... O algo así... Deje de hacerlo y es mas hoy en día me da muchísima dentera escucharlo... Jijiji muackkk y curiosa entrada me encanta...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mimil, eso mismo le digo yo a mi hija pequeña, que tiene costumbre de abrir mucho las manos y le crujen.

      Eliminar
    2. Pues Chary dila de mi parte que te haga caso que duele un montón... Muackkkk

      Eliminar
  2. Una buena explicación para una situación que se da con cierta frecuencia.

    ResponderEliminar
  3. Me encanta la explicación y aprender esta y otras curiosidades

    ResponderEliminar
  4. Yo también era una de esas crujidoras jjj. Cuando era pequeña, había un juego absurdo cómo todos jjj que decían que si te sonaba 1 dedo, tendrías 1 novio y así con todos los demás dedos. Cómo ya he dicho, un juego absurdo, porque menuda fama hubiera tenido si eso fuera cierto, me sonaban hasta los dedos de los pies jjjjj.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hayyyyyy guarrillaaaaaa!!!! No disimules JAJAJA

      Eliminar
  5. Es un gesto muy cotidiano,mucha gente lo hace y a mi siempre me ha dado rabia, yo lo he hecho alguna vez para demostrar que no soy un bicho raro pero la verdad, siempre he pensado que no debe ser bueno.
    Muy curiosa tu publicación.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar